• slideshow-inicio-01
  • slideshow-inicio-02

4 trucos para conservar tu café

Para ser unos buenos consumidores de café es necesario contar con una materia prima de calidad, pero un excelente café también depende de una buena preparación y conservación. Una mala conservación hará alterar las características de un buen café: aroma, sabor y cuerpo.

El café es un fruto, y como cualquier fruto conforme pasa el tiempo, comienza a perder todas sus propiedades que posee desde que éste es recogido de la planta hasta que es consumido, por ello, debemos de conocer las claves para poder conservar el café de la forma más adecuada sin que pierda sus propiedades.

1. Tostar y moler el café en el momento

Los granos de café verde conservan durante más tiempo el sabor y el aroma que un grano ya tostado. Por ello, es importante que el café este recién tostado para poder disfrutar de todas las cualidades que posee.

El café se puede tostar y moler en casa. Tostarlo no es muy frecuente, pero molerlo cada vez está más extinguido en los hogares familiares, si tienes un molinillo tendrás una buena ventaja ya que es mucho más asequible y una buena forma de obtener el café molido necesario que desees consumir. El café molido siempre se conserva peor que el café en grano

2. Conservar el café en la nevera:

El calor es uno de los peores enemigos que puede tener un grano de café, ya que la temperatura está directamente relacionada con la oxidación y la pérdida del aroma y del sabor.

El café, normalmente, se guarda en la cocina, y aquí existen muchas fuentes de calor como son: hornos, vitrocerámicas, tostadoras, microondas, lavavajillas etc. Por ello, el mejor sitio para poder conservarlo es la nevera un recipiente cerrado herméticamente para que no le afecte la humedad.

La temperatura del grano nunca puede exceder de los 20º

3. Conservar el paquete

Cuando compramos el café, normalmente, vienen envasados en paquetes de 250 gramos, de 500 gramos o de 1 kg. Es aconsejable conservar el paquete sin abrir hasta que vaya a consumirse. Por otra parte, es aconsejable usar paquetes de tamaño pequeño para no tenerlos abiertos demasiado tiempo.

Una manera de conservar el grano de café en un paquete de 1 kg es dividirlo en 4 recipientes de 250 gramos, ya se han con pinzas específicas para cerrar paquetes de alimentos, un envase hermético o guardarlos al vacío para que no se produzca la perdida del aroma por la oxidación del café. Estos recipientes puedes encontrarlos en cualquier sitio, no son caros y además vienen como elementos decorativos. Guárdalo siempre en un lugar dónde exista una temperatura adecuada, lejos del calor.

4. Envuélvelo en film

Otra forma es a partir del punto indicado anteriormente. Disponemos de un tarro hermético pero incluiremos un film transparente de cocina sobre la superficie del café y pegado a las paredes interiores del bote. Este papel film, conseguirá separar el aire del café ya que cuando el bote de café está lleno a penas existirá oxígeno que pueda oxidar el café pero, conforme se va consumiendo y el bote comience a encontrarse a la mitad, la proporción que existe de aire-café contribuirá a que se produzcan más reacciones químicas.

5. Conclusión

Lo ideal es disfrutar de un café recién tostado, en cambio, si esto no fuera posible intenta al menos que sea un café recién molido. Siempre podrás comprar café en grano y usar un molinillo para consumir justo lo que desees.

Si le sobra café en su paquete, consérvelo un lugar alejado del calor, siempre, herméticamente, al vacío y en la nevera. 

www.tienda.catunambu.es

 

El porqué es importante el tamaño de un grano de café

El café verde se analiza y se clasifica dependiendo de la calidad, el tamaño y sus defectos.

La calidad del café depende de la naturaleza dónde se cultiva: suelo, clima y altitud generalmente, de los métodos y procedimientos de cultivo, su almacenaje y transporte y de su preparación.

Un café aumentará su calidad progresivamente a cuanta mayor altura se encuentre cultivado, a partir, de los 1000 metros sobre el nivel del mar. Esto es debido a que un grano de café, a cuanto más altura se encuentre más lenta será su maduración, por lo que se obtendrá como resultado un desarrollo más lento, como consecuencia mejores sustancias aromáticas y una acidez deseable del café.

Cada grano de café representa una forma, un tipo y una calidad diferente. Independientemente de la variedad del café, existe una relación entre la altura y el tamaño. Cuanto más alto se encuentre el café, menor será el tamaño del grano, al igual ocurre con la ranura del grano, cuanto más bajo se encuentre cultivado la ranura será mas abierta. Además de que un café de altura siempre será de mejor calidad que un café cultivado en zonas bajas.

El café es clasificado por tamaño usando cribas rotativas o vibratorias. La criba se obtiene al pasar los granos de café por un tamiz, una malla o una lámina metálica perforada con orificios redondos u ovalados. Los tamaños de las cribas son expresadas por números, con letras o por una descripción. Todo dependerá de la costumbre comercial en cada país. Normalmente, suelen ir clasificada por números, del 12 al 20, es decir, entre los 4.76 y 7.95 mm.

No es fácil conseguir una criba con el 100% de precisión, por lo que es aconsejable aumentar el tamaño de las perforaciones para encontrar el resultado buscado.

Las mezclas de café de diferentes procedencias encontrarán una distribución de diferentes tamaños, por lo que una muestra de café de una sola procedencia vendrá caracterizada por la homogeneidad de los granos. Esto es un indicio de café de calidad.

Por otra parte, la densidad de la masa de los granos también es importante para determinar la procedencia y la edad del café. Un café freso de altura tendrá una estructura mucho más densa que un café cultivado en zonas más bajas.

Además, la humedad del café es un aspecto muy importante. Nunca, deberá sobrepasar un 12% de humedad, ya que, incrementará el crecimiento de bacterias, hongos y otros microorganismos no deseables que pueden hacer que  el café pierda su esencia original.

Los granos de café pueden traer defectos, anormalidades, enfermedades o descuidos en la recolección y el proceso de producción del café. Todas las imperfecciones se van eliminando conforme va pasando por los procesos de producción, pero a veces, es inevitable que aparezcan en una mínima cantidad.

Por tanto, la cantidad de defectos también se utilizará para clasificar a un café de calidad.

www.tienda.catunambu.es

La cafeína afecta más a los hombres

La cafeína afecta de forma diferente a los hombres y a las mujeres, ya que, como todos conocemos, el cuerpo de una mujer está formado por una química diferente a la de un hombre, es decir, están formados por niveles de hormonas distintas por lo que la influencia de la molécula de cafeína también afecta de forma diferente. .

  • ¿Café y estrés? ¿A quién le afecta más?

Ante una situación de estrés, se ha demostrado que las mujeres tienen más capacidad de reacción ante la toma de cafeína que la de un hombre consumiendo la misma dosis

Según un estudio de la Universidad de Bristol, Reino Unido, el rendimiento bajo presión de las mujeres es mucho más alto que el de los hombres habiendo consumido un café previamente. Para demostrarlo, pusieron tanto a los hombres como a las mujeres a realizar una misma tarea intelectual: un puzle. El rendimiento de ambos sexos mejoraba frente al que había consumido descafeinado, siendo los hombres 20 segundos más rápidos.

  • ¿Presión arterial?

A partir de una investigación realizada y publicada por “American Journal of Cardiology” se encontró que la presión arterial se eleva de manera similar tanto en hombres como en mujeres pero de diferente forma. Las mujeres incrementan el gasto cardíaco, mientras que los hombres aumentan la resistencia vascular.

  • Memoria

Según la revista “Neurology”, el café mejora la memoria al menos en el 30% en las mujeres con más de 65 años. Estos investigadores llevaron a cabo un estudio a 7017 personas dónde observaron que existie una estrecha relación entre el consumo de café y el deterioro cognitivo.

  • Cortisol

Un estudio publicado en “Farmacología Bioquímica” analizó como influyen los niveles de cortisol ante el estrés, el ejercicio y las comidas cuando se ha consumido cafeína.

-       Durante situaciones de estrés los hombres liberan más cortisol que las mujeres consumiendo la misma dosis de cafeína

-       Durante el ejercicio la cafeína eleva más el cortisol en los hombres que en las mujeres.

-       Después de las comidas, la cafeína eleva el nivel de cortisol más en las mujeres que en los hombres.

La conclusión determinó que ante el consumo de cafeína, el cortisol es más elevado en los hombres ante su efecto en el sistema nervioso central, mientras que en las mujeres al interactuar con sus mecanismos metabólicos.

  • Dolor

Una investigación revela que una dosis de cafeína puede aliviar el dolor. La cafeína es absorbida rápidamente por nuestro cuerpo y pasa directamente hacia el cerebro. No se acumula ni se almacena el organismo.

Esto provoca que la cafeína disminuya el umbral de dolor, pero este efecto es mayor en los hombres que en las mujeres.

  • Adolescentes

Un estudio reciente de la Universidad de Búffalo observó como la cafeína afecta a los niños y niñas adolescentes.

Para averiguarlo estudiaron en grupo de 96 niños siendo la edad un aspecto relevante ya que desde 1977 el consumo de cafeína ha aumentado el 70%. En esta investigación se determinó que los niños tienen más respuesta a la cafeína, pero los cambios en las niñas irán modificándose a la vez que lo hace su etapa en el ciclo menstrual.

  • El café produce un beneficio rápido

El efecto de la cafeína es rápido. Se ha demostrado que la cafeína necesita 45 minutos para alcanzar su nivel máximo de concentración en sangre, pero en apenas 10 minutos, la mitad de esta concentración está ya en la sangre.

Los expertos afirman que el efecto de la cafeína dura entre dos y tres horas, aunque podrá prolongarse hasta cuatro y cinco horas, dependiendo de la sensibilidad del individuo, la metabolización y la edad. 

 

www.tienda.catunambu.es

Localización

  • Polígono Calonge
  • C/ Fósforo 1
  • 41007, Sevilla

¡Síguenos!

Contacto

  • (+34) 954 36 74 10
  • Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para saber más sobre las cookies que usamos y cómo borrarlas, lea nuestra Política de Cookies.

Acepto cookies de este Sitio